DESDE UN ANTES Y UN DESPUES

Nací sin saber por qué. He vivido sin saber cómo. Y muero sin saber cómo ni por qué.
======================================
DESDE UN ANTES Y UN DESPUES
======================================

Para ver un lunar en nuestra cara es necesario mirarnos a un espejo, de otro modo no sabriamos que existe.
Cualquier espejo es una posibilidad de aceptar, de ver más allá de lo obvio, de ver profundamente.

domingo, 13 de marzo de 2011

MIS VIVENCIAS




Quiero compartir en este Blog, el cual empezó un 14 de mayo de 2008 día en el que en mi vida rotundamente se estableció UN ANTES Y UN DESPUES, una serie de vivencias personales sin que eso signifique que tengan que ser motivo o causa de situación o situaciones negativas o de enfrentamiento con nada ni con nadie.

Creo que ha llegado ese momento en el que necesito y quiero compartir esas vivencias que han marcado tanto mi vida, negativamente en su momento, ahora de forma serenamente positiva.

Ha sido y es mi vida, y solamente tiene la intención de relatar, de plasmar por escrito partes de mis vivencias. Ese y ningún otro es el motivo, la razón de ser, y de querer compartir parte de lo vivido por mí. Es por ello que obviare nombres y parentesco de los personajes.

Las conclusiones finales de cada uno de los momentos vividos me parece lo más positivo. Las situaciones nos atrapan muchas veces, por no decir todas las veces, porque no somos capaces de hacer lo que tenemos que hacer, de decir lo que tenemos que decir y de no engañarnos a nosotros mismos, con excusas que solo hacen que quedemos atrapados en lo “que quieren los demás” cuando la realidad es que somos nosotros quien lo permitimos y quienes tenemos, porque podemos, poner y dar soluciones a nuestras propias realidades.

NADIE TE VA A DAR LO QUE TU NO TE DAS A TI MISMO A TI MISMA

Esa es la parte más importante con la que quiero que se queden como reflexión final.

Esta primera, vamos a llamarla a partir de ahora “historia” la relataré de varias veces por no hacerla muy larga y de golpe.

“Historia” 1ª parte

Hasta el año 2000 estuve trabajando en una empresa de alimentación. Empresa de la cual solicite baja voluntaria porque “un familiar” me llamo para proponerme un trabajo bajo unas determinadas características, y todo ello después de haberle propuesto lo mismo a “otro familiar” la cual después de sopesar la oferta que le había propuesto no la admitió, por lo que me lo propuso a mi, digamos: “pensó en mi”, y echándome todas las flores del mundo en todos los aspectos, yo ¡pique! creí en su “palabra”, de acuerdo a lo que con tanto cariño me proponia, confíe y dije SI.

Desde un principio tuve que darme cuenta de sus intenciones, porque como he dicho cause baja en junio de 2000 y el alta en esa otra empresa empezó a dilatarse en el tiempo y hasta Septiembre del 2001 no fui dada de alta.

Consecuencia de eso, cobraba el paro, no cumplió con “su palabra” de que me pagaría el mismo sueldo que ganaba en la otra empresa y yo durante 13 meses y medio me estuve manteniendo con el paro y la aportación por parte de esta otra empresa de menos de la mitad de lo pactado.

Calle y aguante. NO LO HAGAN NUNCA, QUE NADA NI NADIE HAGA QUE NO DIGAN LO QUE TIENEN QUE DECIR SEA A QUIEN SEA Y SEA COMO SEA. NO TENGAN MIEDO, PORQUE ESE FUE MI ERROR.

“Los familiares” en cuestión al día de hoy niegan, por interés propios y añado que entupidos, que hayan sido ellos los que me hayan llamado para proponerme el citado trabajo. Cosa que no entiendo, por eso lo considero ¨estupido¨.

Yo NUNCA, y es algo más que pesa sobre sus consciencias, a las cuales creo que también creen que pueden engañar, repito: NUNCA FUI A PEDIRLE O PEDIRLES NADA.

Yo seguí su juego permitiendo hasta que dijeran que me marchaba de la otra empresa por otros motivos diferentes a los reales, los cuales han utilizado posteriormente para “lavar” sus mentiras.

El haber permitido, por confiar eso si, tanto con semejantes personajes hizo que las cosas llegaran a extremos totalmente surrealistas y patéticos.

NUEVAMENTE CALLE Y AGUANTE, POR MIEDO PERO SE LE SUMA IMPOTENCIA.

Sigue:

DESDE UN ANTES Y UN DESPUES

No hay comentarios: